viernes, 4 de septiembre de 2015

NOS ALARMA ESTA IMAGEN, PERO POR DESGRACIA NIÑOS SON MUCHOS LOS QUE ESTAN MURIENDO, MUCHOS ASESINADOS QUEMADOS EN JAULAS, PERO A ESOS ESTA SOCIEDAD CULPABLE NO LE PERMITE SER VISTOS



Pobre niño, pobres niños... pobre gente... pobres nosotros...
Esta imagen dicen avergüenza a Europa. Pero hay muchas así, hemos visto niños muertos, asesinados por los radicales del islam, quemados en jaulas, gente masacrada por su fe y ¿que ha dicho Europa? Nada, ¿Que ha dicho la ONU o EEUU? NADA.
Esos niños son pobres, su tierra no produce diamantes o petroleo, de producirlo los moralmente falsos de nuestra sociedad habrían intervenido ya, no porque les interesase los niños, que sabemos que en el mundo mueren a miles diariamente y nadie hace nada, todos miramos nuestro ombligo, nos preocupamos de lo nuestro, miramos por y para nuestro propio beneficio.
No, no tenemos vergüenza, no tenemos una moralidad justa, equitativa, unánime. Los "poderosos" que se enriquecen con las guerras las paren y estos niños no tendrán que salir de su tierra, pero no, la guerra hace ricos a muchos países que ante esta imagen se ponen las manos en la cabeza. Ya lo decía un niño de doce o catorce años recientemente, no queremos quedarnos en Europa, paren la guerra que podamos ir a nuestro país, a Siria. Pero está por medio el negocio de EEUU y la UE y de Rusia y sus países satélites, el negocio de las armas y las armas sin guerra no valen, no son rentables. Estos poderosos necesitan guerra.
Es triste, es injusto, ellos, los tiranos de esta triste historia tenían que estar ahogados en el vómito de su lujuria y no estas inocentes criaturas pues no se ve por ninguna parte un intento de arrepentimiento o deseo de hacer las cosas bien. También es cierto que en nuestra hipocresía preferimos que la tele no nos muestre estas imágenes, y en caso de que se muestren tener el "mando" bien cerca para cambiar de canal y así, sin ver la realidad de nuestra vida cruel y dura seguir con la conciencia tranquila.
Pero no, ya que es tanto el horror que viven los que se ven forzados a salir de su tierra para salvar la vida, la familia, la dignidad, que si no es bastante para nosotros lo que vemos, si esto no nos dice nada, hablarán las piedras, sí, tendrán que hablar las piedras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada