miércoles, 1 de marzo de 2017

Ama y criada



MIÉRCOLES DE CENIZA:

En casa de Doña Carmelita: -llama a su criada y le pregunta,
¿Has ido ya a la Plaza? Hoy me he levantado muy tarde, habría querido ir a Misa para “tomar” la ceniza, pero no va a poder ser, anoche me quedé viendo la película de la tele hasta muy tarde y me levanté hoy cansada y muy tarde, y por la tarde tengo “bingo” con mis amigas.

Lolita, la criada, le responde: -iré a la plaza ahora, al ser ayuno y abstinencia quería preguntarle que quería para comer-.

-Carmelita responde: Compra un buen marisco, no importa el precio, ya sabes mis gustos, carne no compres, tenemos que cumplir lo que nos manda la Iglesia-.

PERO EL SEÑOR TE DICE:

Te he dado un cerebro para que lo uses, no quiero sacrificios tontos, si es ayuno, si es día de abstinencia, compra lo más económico, pero con un propósito: lo que ahorras con el ayuno al comer menos cantidad y lo que dejas de comer más caro  por la abstinencia dáselo a los pobres para que coman hoy bien, ellos guardan el ayuno todos los días del año, se generoso a la hora de privarte, no con capricho dejando de comer pollo que es más económico y comiendo pescados caros o mariscos a elevados precios, eso no tiene sentido, eso no sirve para nada, no puede agradarle a Dios.

Estos son el ayuno, la abstinencia y los sacrificios que yo quiero –dice el Señor-: No tener a nadie oprimido, ser justo con todos, bondadosos y caritativos con los necesitados, viste al que está desnudo, procura hospedaje al sin techo, no tontees con la religión, no es una lavadora de conciencias, todo tiene su sentido, no cambies el sentido de las cosas por tu capricho, tu gustos o tus preferencias, sé coherente con lo que crees y con lo que practicas, no te centres en ti mismo, nadie es el centro, nadie es el ombligo del mundo, cada uno tiene su lugar en este mundo puesto no por los poderosos, lo ha puesto el mismo Dios, respeta a todos y ama a todos. Entonces vivirás un día de ayuno y abstinencia como Dios manda, con sentido social, comunitario, de lo contrario se queda en un simple CUMPLIMIENTO (cumplo y miento)  Nada peor a los ojos de Dios pues es pura hipocresía, lo que Dios más detesta en el corazón del hombre.


Vive con sentido los pocos días de ayuno y abstinencia, hoy y el Viernes Santo, y ayuno sólo, todos los viernes de la Cuaresma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada