miércoles, 24 de diciembre de 2014

EL MISTERIO DEL BELÉN:



A simple vista, sin pensar, puede resultar estaño, pero tiene lógica y una profunda aplicación teológica.

Vivimos rodeados de periódicos que continuamente nos traen malas noticias, por lo general las buenas, que si las hay no venden prensa, nos hablan de guerras, terrorismo, muertes violentas, asesinatos crueles, corrupción, fraudes, desahucios de familias con niños o ancianas sin nadie a quien acudir...

En medio de este mundo de malas noticias, la Palabra de Dios se hace carne y habita entre nosotros, esta Palabra que viene a dar amor, consuelo, paz, ilusión, esperanza está plasmada en ese Niño Dios que toma nuestra pobre y frágil naturaleza humana para a nosotros darnos y llenarnos de su poderosa divinidad, no viene a condenar al hombre, viene a elevarnos, a arrancarnos de tantas miserias, a darnos esa dignidad que habíamos perdido o que por culpa del pecado podemos perder y a colmarnos de Él.

Con este profundo MISTERIO del Belén, del P. Antonio en la sala de nuestra Comunidad que nos recuerda todo esto nuevamente os deseo Feliz Navidad.

A continuación de las fotos del "periódico" que hacen meditar os muestro cinco,  unas doce del Misterio del Belén de la Parroquia de Santo Domingo, también sencillo, pero que expresan lo más interesante de la Navidad, Dios con el Hombre, el Niño en el PESEBRE. El pesebre en nuestro corazón.


















No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada