martes, 21 de abril de 2015

¿Qué está pasando en nuestro MUNDO?





Es una pregunta que nos hacemos con frecuencia, en lo político, en lo social, en lo económico, incluso o sobre todo en lo religioso, aunque en esto todo el mundo opina, pero pocos son los que lo viven, pero lo cierto es que algo pasa.
La pérdida de valores tiene mucho que ver en los acontecimientos de nuestro alrededor, ya que esta carencia daña el SER hombre, el ser persona, el ser civilizado…
Cuando yo era niño había pobreza por todos los rincones, pero había valores, hoy abundamos en todos los sentidos pero escasean los valores, ¿el remedio?. Habría que buscar muy atrás, algo se ha ido perdiendo; empezar por la familia, la educación, las instituciones. Pero es urgente hacer algo. Alguien tiene que empezar, de lo contrario caminamos hacia el precipicio, nuestra sociedad se estrellará en alguna parte de su camino por la vida.
Quizás el remedio sea ser más humildes, no querer abarcan el MUNDO entero, no querer solucionar los problemas de todo este mundo confuso y con sentido común empezar a mejorar uno mismo, resaltar con MI VIDA los valores para que viéndome otros aprendan, ser cada día mejor para que otros aprendan a mejorar, ser más solidario, más cercano al caído, al afligido, al que sufre. Recordemos que una palabra puede convencer pero un ejemplo puede arrastrar.
Otra solución está en la FE, tenemos que tener más, mucha más fe en Dios que todo lo puede, y confiar más en Él, tenemos que orar más y orar mejor para que nuestro mundo cambie. Son tantos los frentes de batalla que difícilmente el hombre pueda solucionar los problemas del mundo por sí solo, pero si nos unimos en la oración nuestro clamor será escuchado.
Avivemos pues nuestra fe en Dios y así se fortalecerá nuestra esperanza de que podemos cambiar, de que nuestra humanidad puede mejorar, de que nuestro mundo no está destinado a la guerra, al abismo, a la muerte, optemos por la vida, la vida es esperanza, es amor, es confianza, es cambio. La vida se regenera ella sola. La muerte ya hace dos milenios que fue derrotada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada