jueves, 23 de agosto de 2012

NO SE PUEDE PERMITIR



Todo el mundo critica y critica, pero quizás la artista quiso plasmar  que a Jesús también le afectaron las muelas. (Es lo que parece viendo el resultado de la restauración). Fuera de bromas, que la Iglesia tiene que tener mucho cuidado y respeto por todas las obras de arte que custodia, que en cada Obispado hay personas cualificadas sobre el tema, y que nadie sin permiso de esas personas cualificadas puede poner ninguna obra en manos de personas NO CUALIFICADAS. Mantengamos con ilusión las obras que nos legaron nuestros mayores, ya por desgracia se ha perdido bastante, entre saqueos, ventas, quemas de iglesias y un largo etcétera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada