lunes, 5 de mayo de 2014

HOY CELEBRAMOS LA FIESTA DE SAN VICENTE FERRER:







En la lectura del Oficio de esta mañana, San Vicente nos explicaba que Jesús, una vez que resucitó se apareció usando tres formas, una como un peregrino, otra como un jardinero y otra como un comerciante.
Este Domingo pasado le contemplábamos en el Evangelio como peregrino, caminante, con los jóvenes de Emaús.
Non dice en Santo que PEREGRINO fue Jesús en su vida, no tenía casa propia, ya lo decía Él mismo: “El Hijo del Hombre no tiene donde reclinar la cabeza”.
Jardinero el mejor, supo plantar el amor y la esperanza en los corazones de los hombres y a la vez supo arrancar del “campo” de nuestra alma las malas hierbas que nos matan el alma.
Y comerciante el mejor: A precio de su preciosísima sangre compró para Dios hombres de todo pueblo, raza y nación.


Que San Vicente, que nos anima a vivir nuestra experiencia de Pascua nos ayude a no perder el tiempo y estar siempre en lo que tenemos que estar, al lado de Jesús para alcanzar la salvación eterna.

Las fotos corresponden a la Capilla de San Vicente Ferrer de la iglesia de Santo Domingo de Granada: Esta Capilla es del siglo XVI, cuenta con un retablo barroco del siglo XVIII, en el están las esculturas de San Juan Macías, San Vicente Ferrer (en el centro) y el Beato Manés, hermano de Santo Domingo.

También cuenta esta capilla con dos pinturas murales que representan, una, (la que aqui se muestra) la aparición de la Virgen a San Vicente Ferrer, y la otra, San Vicente predicando el Apocalipsis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada